Inicio Escena del crimen Con AMLO, Ejército ha abatido a casi 800 civiles en presuntos enfrentamientos

Con AMLO, Ejército ha abatido a casi 800 civiles en presuntos enfrentamientos

298
0
Cuartoscuro

Por: Arturo Ángel

En lo que va de la administración del presidente Andrés Manuel López Obrador el Ejército Mexicano ha abatido a 795 civiles y ha lesionado a otros 179, como resultado de lo que denomina presuntas agresiones a su personal que participa en tareas de seguridad y combate al crimen organizado.

En proporción, por cada militar que ha perdido la vida en estas presuntas agresiones, los soldados han abatido a 18 supuestos agresores, una proporción mayor a la que se registraba en el sexenio de Enrique Peña Nieto, donde por cada militar caído había 12 civiles que perdían la vida.

De acuerdo con datos oficiales de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) de enero de 2019 a la fecha se han contabilizado un total de mil 52 “agresiones contra el personal militar”. La cifra se ha mantenido mas o menos estable año con año: fueron 242 agresiones en 2019; 260 en 2020; 236 en 2021; 260 en 2022; y 54 ya en los primeros dos meses del 2023.

El saldo que han dejado esos eventos es el siguiente. Del lado del Ejército 44 efectivos muertos y 282 más que resultaron heridos. Del lado de los civiles o “presuntos agresores” el saldo es de 795 muertos y 179 heridos. Esto más 848 que fueron reportados como detenidos.

Como era de esperarse las bajas son menores en el Ejército que es una fuerza entrenada para el combate.  Por cada militar caído hay otros 18 civiles que murieron. En cambio, en cuanto a lesionados la cifra de militares es mayor a la de los civiles heridos en un 57 por ciento.

Los datos también reflejan que la proporción de civiles muertos respecto a los detenidos en estos enfrentamientos es similar, siendo apenas un 6.6 por ciento más alta la cifra de los que son capturados con vida.

Cabe señalar que, aunque la cifra de militares muertos en enfrentamientos en este sexenio se mantiene por debajo de la registrada en sexenios pasados, el año pasado se registró por primera vez el asesinato de un General brigadier, luego de que su convoy fuera emboscado en un camino de Zacatecas en noviembre del año pasado.

Ejército más letal

En comparación con el gobierno de Enrique Peña Nieto, la cifra de enfrentamientos entre militares y civiles armados ha disminuido ligeramente, aunque la letalidad se ha incrementado.

Los datos oficiales muestran que, en el periodo del 2013 al 2018, el Ejército registró un total de 99 militares fallecidos y 531 heridos, mientras que del lado de los civiles el balance es de 1 mil 243 muertos, 239 heridos y 1 mil 107 detenidos.

Lo anterior arroja un promedio de 12 a 13 civiles muertos por cada soldado caído en el gobierno de Peña Nieto, una proporción menor a la registrada en el gobierno de López Obrador que es de 18 civiles muertos por cada soldado caído.

Respecto a la proporción de civiles muertos respecto a los lesionados, en el gobierno de Obrador por cada civil herido hay más de cuatro que pierden la vida. Dicho de otra forma: los enfrentamientos con militares dejan cuatro veces más muertos que herido del lado de los presuntos agresores. La proporción en el gobierno de Peña Nieto fue de 5 civiles muertos por cada uno que resultaba lesionado.

Por otro lado, en ambos periodos los índices de letalidad se mantienen por debajo de los registrados en el sexenio de Felipe Calderón (2007 – 2012), donde los registros indican un total de 2 mil 805 agresiones de civiles a personal del Ejército, que dejaron un saldo de 174 militares muertos y 1 mil 46 heridos, por 3 mil 367 civiles heridos y 427 reportados como heridos.

Es decir, en el gobierno de Calderón por cada militar caído los soldados abatieron, por lo menos, a 19 “enemigos”. Y por cada civil herido hubo ocho que perdieron la vida.

El saldo de “la guerra”

En términos globales desde diciembre de 2006, cuando el presidente Felipe Calderón decidió usar a las fuerzas armadas para combatir a los cárteles del narcotráfico, la Sedena reporta un total de 5 mil 545 agresiones armadas en contra de su personal que apoya en tareas de seguridad pública.

El saldo completo de estos choques es de 317 militares fallecidos y 1 mil 859 militares lesionados, mientras que del lado de los civiles el balance es de 5 mil 405 “agresores” fallecidos, 845 heridos y 4 mil 709 detenidos.

En proporción, si se suman la cifra de civiles y militares fallecidos, significa que cada uno de esos enfrentamientos ha sido letal pes ha dejado, por lo menos, una persona muerta de alguno de los bandos.

***

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí