Inicio Nuestras firmas Día Internacional de la Mujer: ¿Por qué se celebra el 8 de...

Día Internacional de la Mujer: ¿Por qué se celebra el 8 de marzo?

442
0

El Día Internacional de la Mujer es una fecha que se conmemora en muchos países del mundo. Cuando las mujeres de todos los continentes, a menudo separadas por fronteras nacionales y diferencias étnicas, lingüísticas, culturales, económicas y políticas, se unen en este día, pueden contemplar una tradición de no menos de noventa años de lucha en pro de la igualdad, la justicia, la paz y el desarrollo.  El Día Internacional de la Mujer se refiere a las mujeres corrientes como artífices de la historia y hunde sus raíces en la lucha plurisecular de la mujer por participar en la sociedad en pie de igualdad con el hombre. En la antigua Grecia, Lisístrata empezó una huelga sexual contra los hombres para poner fin a la guerra; en la Revolución Francesa, las parisienses que pedían “libertad, igualdad y fraternidad” marcharon hacia Versalles para exigir el sufragio femenino.

Aunque hubo un día puntual de marzo en 1857 que marcó un antes y un después en la vida de las mujeres, hubo que sumar algunos sucesos para que 1977 la ONU declare de manera oficial el Día Internacional de la Mujer.  Ese primer 8 de marzo de 1857, cientos de mujeres trabajadoras en fábricas textiles de Nueva York tomaron las calles de la ciudad y marcaron contra la extensa jornada laboral, los bajos salarios y la diferencia que sufrían en comparación con los hombres.

La represión policial, entonces, dejó un saldo de 120 mujeres muertas. Allí mismo se creó el primer sindicato femenino. En marzo también, pero en 1908, la historia del trabajo y la lucha sindical a nivel global volvió a pegar un giro y abrió camino a lo que vendría después: 129 mujeres murieron en un incendio en la fábrica Cotton, de Nueva York, Estados Unidos, luego de que se declararan en huelga y con permanencia en su lugar de trabajo. Esas mujeres buscaban una reducción en su jornada laboral que por entonces era de 12 horas, un salario igual al que percibían los hombres frente a la misma actividad (la mujer ganaba entre un 40% y un 60% menos) y mejorar las malas condiciones de trabajo que padecían.

Ese día, no fueron las únicas mujeres en hacer huelga. En total, había unas 40,000 (cuarenta mil) mujeres protestando. Pero las chicas de Cotton decidieron quedarse en su lugar de trabajo. El dueño de la fábrica ordenó cerrar las puertas del edificio para hacerlas desistir de la protesta y lograr así que esas mujeres se fueran del lugar. Sin embargo, no solo no se fueron, si no que el resultado final de esa acción terminó con las obreras muertas en un incendio.

Ese mismo año, el 3 de mayo, se realizó un acto por el día de la mujer en Chicago, preámbulo para que el 28 de febrero de 1909, en Nueva York, se conmemore por primera vez el “Día Nacional de la Mujer.

¿Cuándo y cómo la ONU declaró Día Internacional de la Mujer?
Con ese antecedente, un año después, en 1910, se desarrolló la segunda Conferencia Internacional de Mujeres Socialistas, en la capital danesa, Copenhague. El tema central fue el sufragio universal para todas las mujeres, y por moción Clara Zetkin, líder del “levantamiento de las 20,000(veinte mil) se proclamó oficialmente el 8 de marzo como el Día Internacional de la Mujer Trabajadora, en homenaje a las mujeres caídas en la huelga de 1908.

Sin embargo, hubo que esperar hasta 1975, para que finalmente la ONU declare oficialmente el 8 de marzo como Día Internacional de la Mujer. Y dos años más tarde fue proclamado por su asamblea, encuentra sus orígenes en las manifestaciones de las mujeres que, especialmente en Europa, reclamaban a comienzos del siglo XX el derecho a voto, mejores condiciones de trabajo y la igualdad entre sexos.

El hecho de que este día se conmemore el 8 de marzo estar estrechamente vinculado a los movimientos feministas durante la Revolución Rusa de 1917. Nueva Zelanda fue el primer país que permite votar a las mujeres en 1893.

Día Internacional de la Mujer: ¿qué es el feminismo?

El movimiento feminista se relaciona íntimamente con el Día Internacional de la Mujer ese día y en los últimos años ha ido tomando cada vez más protagonismo. Los especialistas han definido a este movimiento de distintas formas, sin embargo, todos coinciden en ponderar la lucha por la igualdad como uno de sus objetivos.

La Real Academia Española lo define de dos maneras: a) Principio d igualdad de derechos de la mujer y el hombre b) Movimiento que lucha por la realización efectiva en todos los órdenes del feminismo. Para otros el feminismo lo definen como la búsqueda de la igualdad social, económica y política de las mujeres. Esas descripciones del movimiento relatan las bases principales del feminismo, sin embargo, es importante recalcar que al día de hoy los pensamientos han evolucionado y se amplió su lucha. Entonces que, este 8 de marzo recuerda que la celebración se debe a festejar a la mujer trabajadora, no era el Día Internacional de la Mujer como lo concebimos hoy, sino que originalmente es algo que se propone Clara Zetkin, una feminista alemana, comunista, quien plantea esta conmemoración para enaltecer a la mujer trabajadora”.  Zetkin propuso que dichas mujeres habían dado su vida para exigir mejores condiciones laborales durante el Segundo Encuentro Internacional de Mujeres Socialistas de 1910, con sede en Copenhague. A dicho encuentro asistieron más de cien delegadas de 17 países. Años después de esta iniciativa, se buscó incorporar el Día Internacional de la Mujer eclipsando su origen comunista con la leyenda sobre la huelga de mujeres en una fábrica textil de Nueva York, de la que no existe mucha documentación al respecto. Sin embargo, la fecha conservó el sentido de reivindicación del sector femenino ante la sociedad.

La concepción de lucha tan defendida por grupos de activistas y feministas corre varios riesgos. Uno de ellos es el vestir de morado, de verde, de rosa, una táctica de marketing utilizada por personas, empresas y otras organizaciones para promoverse a sí mismos o a sus marcas apelando a un supuesto compromiso con la igualdad de género, muchas mujeres ven este día como el día en que se pueden manifestar, el día en que pueden levantar la voz, marchar, gritar, incluso  ven normal el vandalizar edificios,  con el  pretexto “ Ni una Mas “, en forma de protesta se abalanzan en contra de lugares históricos, dependencias, cuando lo ideal es la llevar marchas y manifestaciones pacíficas, quejarse y expresarse pero de una manera inteligente, no cambiando totalmente el concepto de esta celebración. Por lo que exhorto a todas esas mujeres que este día celebremos realmente su concepto, la independencia, la libertad, el voto, la igualdad, no confundirnos. Ya que para muchas mujeres el salir a gritar “gobierno feminicida, nadie nos va a callar, yo si te creo, ni una menos, se lo debemos a las que no volvieron, somos la voz de las que no están, el futuro será feminista, juntas contra el patriarcado, y miles de frases más, no cambiará la forma de pensar de muchos, ni devolverá a las que ya no están.  Porque mejor no perdonas a tu madre, te reconcilias con tu hermana, escuchas sin juicios a tu hija,  enseñas a tus hijos a honrar y respetar a las mujeres, das los buenos días a aquella vecina que evitas en las mañanas,  haces las paces con t cuerpo, sonríes, no te quejas, buscas sabiduría en las ancianas, no reniegas  con tú madre, generas sinergias y  no distancias con tus compañeras de trabajo, te expresas   positivamente de otras mujeres, te sanas, te perdonas, te restauras, te abrazas, te amas, celebras que estas viva, que respiras, que la vida te regalo un día más, haz que este 8 de marzo sea un día bendiciones y no de  disturbios y desmanes”.

Yesenia Hernández López

Maestra en Juicios Orales, Perito en Criminalística, Balística y Grafoscopía, Catedrática, Licenciada en Derecho egresada de la Universidad Autónoma de Baja California. Licenciada en Ciencias Forenses y Especialista en Criminalística.

Twitter: @Yesenia44669158

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí