Inicio Nuestras firmas ALGUNAS REFLEXIONES EN MATERIA PENAL SOBRE EL LAMENTABLE CASO DE BLACK JAGUAR?WHITE...

ALGUNAS REFLEXIONES EN MATERIA PENAL SOBRE EL LAMENTABLE CASO DE BLACK JAGUAR?WHITE TIGER. (PRIMERA PARTE)

198
0

Por José Roberto Name Acosta

En las últimas semanas hemos escuchado y visto en los diferentes medios de comunicación y redes sociales, sobre la lamentable situación que se encontraron a más de cien grandes felinos y algunas otras especies de animales que habitualmente viven en forma silvestre, algunas especies incluso en peligro de extinción, en las instalaciones de la fundación “Black Jaguar White Tiger” en las inmediaciones del Ajusco en la CDMX.

Al ser quien les escribe un amante de los animales, indudablemente me perturbaron mucho las imágenes en las que se mostraba a los animales en condiciones deplorables y en un estado que causa francamente terror, algunos de ellos literalmente muriendo de hambre, probablemente me impresionó más el hecho de que incluso yo mismo seguía a dicha fundación en las redes sociales y consideraba a su fundador el señor Eduardo Mauricio Moisés Serio un amante de los animales que rescataba, por lo que las imágenes que ví en televisión me impactaron emocionalmente y sorprendieron muchísimo.

De acuerdo con la información presentada en el programa de Televisa a cargo de la conductora Paola Rojas, la Asociación de Zoológicos, Criaderos y Acuarios de México, interpuso una denuncia penal ante la Fiscalía General de la República (FGR) contra de Eduardo Serio, en su calidad de dueño del Gran Santuario Mexicano Jaguar Negro-Tigre Blanco o Black Jaguar-White Tiger por el abandono y maltrato de felinos de diversas especies, varias de ellas en peligro de extinción.

Según un reportaje de animalpolítico.com visible en la liga: https://www.animalpolitico.com/2022/07/black-jaguar-white-tiger-gobierno-dio-ejemplares/ fue la propia Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (SEMARNAT) y la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (PROFEPA) quienes entregaron en depósito o donación 354 ejemplares de fauna silvestre, principalmente felinos, al santuario Black Jaguar-White Tiger, asociación que ahora está denunciada ante la Fiscalía General de la República (FGR) por posible maltrato animal.

Entre 2014 y 2019, al menos 26 funcionarios ambientales federales realizaron decenas de donaciones a la organización, en la mayoría de los casos, estos animales provenían de decomisos en operativos de seguridad y de rescates en parques temáticos, circos o zoológicos.

El pasado 5 de julio, a raíz de la denuncia presentada, la PROFEPA acudió al “santuario” a fin de realizar una inspección y encontró felinos en “estado crítico”; algunos ejemplares ya fueron trasladados al Zoológico de Chapultepec y a otras Asociaciones Protectoras de Animales.

Por parte del Señor Eduardo Serio y de la Asociación Black Jaguar White-Tiger existe una versión distinta de los hechos, la cual deberá ser expuesta y demostrada por su defensa.

La Asociación Black Jaguar White-Tiger asegura que la cantidad de comida diaria para alimentar a todos los ejemplares que “cuida” asciende a 2.8 toneladas de alimento diarias, lo que evidentemente implica una cantidad de dinero muy importante, para poder cumplir con las obligaciones de alimentar, curar y cuidar a estos animalitos.

No obstante, para cubrir sus gastos, la asociación ha recibido millonarios donativos en México y principalmente del extranjero, a través de la gestión que ha realizado durante años. Sin embargo, a finales de mayo de 2022, fueron bloqueadas dos cuentas bancarias en Citibanamex y otra en Banco Afirme. El congelamiento de las cuentas bancarias frenó el flujo de dinero para alimentar a los felinos exóticos que habitan en el santuario Black Jaguar-White Tiger, ubicado en el kilómetro 36 de la Carretera Picacho Ajusco, Santo Tomás Ajusco, en la alcaldía Tlalpan.

No encontramos información en los medios ni en las redes sociales sobre la causa de dicho bloqueo, pero desde 2015, la Fundación Black Jaguar-White Tiger obtuvo el registro emitido por la SEMARNAT SGPA/DGVS/03716/15 como Predio e Instalación que Maneja Vida Silvestre de forma confinada fuera de su hábitat natural (PIMVS) y cuenta con los permisos de donataria autorizada para recibir dinero.

Según expone la revista Forbes México, “Al acudir a las sucursales bancarias, les informaron que las cuentas bancarias se encontraban aseguradas o bloqueadas por una Autoridad Hacendaria sin que le proporcionarán más datos”, la publicación asegura contar con la documentación que avala lo anterior.

En contra del aseguramiento o bloqueo de sus cuentas bancarias, la Asociación a finales de mayo de 2022, promovió un Juicio de Amparo, en el cual aparentemente se les negó la suspensión provisional y definitiva del acto reclamado, sin que tengamos información de las causas que expuso el Juez de Distrito para negarlo, toda vez que estaba en Juego la salud e integridad de los animales, por lo que dicha suspensión debió ser concedida. El amparo indirecto se encuentra en trámite ante la Juez de Distrito Yadira Elizabeth Medina, en el Juzgado Tercero de Distrito en Materia Administrativa de la Ciudad de México.

En la página de la Asociación Black Jaguar White-Tiger existen actas de donación, de las cuales “aparentemente” se desprende que – al menos en el periodo de las donaciones – la Asociación cumplía con la normatividad aplicable para recibir a dichos animales, lo que implica necesariamente los permisos e instalaciones necesarias para el cuidado adecuado de los mismos.

Todo anterior, nos obliga a abordar este tema desde el punto de vista del derecho penal, dado que es importante determinar si los hechos denunciados, corresponden a la competencia federal o se trata de delitos competencia del fuero común, toda vez que de la información publicada, se desprende que la denuncia fue presentada ante la Fiscalía General de la República (FGR); Así mismo es necesario contestar, entre otras, las siguientes interrogantes: ¿existe o no delito(s)?, ¿quién o quiénes son los responsables?, ¿existe responsabilidad penal de la persona moral (Asociación Civil)? ¿existe responsabilidad penal de la persona física a cuyo cargo estaban esos animales? ¿existe responsabilidad penal de las autoridades que donaron a los mismos? ¿existe responsabilidad penal de las autoridades que estaban obligadas a supervisar el cuidado de estos animales? ¿existe responsabilidad penal de la autoridad hacendaria que ordenó el bloqueo o aseguramiento de las cuentas de la asociación impidiendo el flujo de efectivo para el sostenimiento del santuario? ¿existe responsabilidad penal de la Juez de Distrito que negó la suspensión del amparo impidiendo el flujo de efectivo para el sostenimiento del santuario?

Ahora bien, para dar respuesta a las anteriores interrogantes, establecer si existe(n) delito(s) o no y, en su caso, quien o quienes son penalmente responsable(s) de los mismos, se requiere realizar una investigación exhaustiva de los hechos y en su caso, mediante la aplicación de la dogmática penal, establecer si existe una conducta típica, antijurídica y culpable, lo que no será materia de éste artículo por su breve extensión.

Sin embargo, la información presentada por los medios de comunicación y las redes sociales, indudablemente da lugar a diversas reflexiones desde la óptica del derecho penal, a fin de establecer algunas consideraciones y puntos sobre los que las autoridades competentes deberán investigar, analizar y en su caso demostrar, para que en su momento se pueda resolver si existió o no uno o varios delitos y, en su caso, quien o quienes podrían ser penalmente responsables de los mismos, en nuestras siguientes publicaciones, abordaremos algunas de las aristas que plantea este lamentable caso.

Usted estimada lectora, estimado lector, ¿qué opina?


Dr. José Roberto Name Acosta

Twitter @jrna

• Abogado Litigante
• Doctorado en Derecho Universidad de Almería, España.
• Doctorado en Derecho Universidad de Xalapa, México.
• Maestría en Derecho Procesal Penal, INDEPAC, México.
• Titular del despacho J. R. Name & Asociados, S. C.